domingo, 7 de octubre de 2018

Compartir la cosecha

"Nacemos para vivir, por eso el capital más importante que tenemos es el tiempo, es tan corto nuestro paso por este planeta que es una pésima idea no gozar cada paso y cada instante, con el favor de una mente que no tiene limites y un corazón que puede amar mucho más de lo que suponemos." 

Facundo Cabral






Ante tu puerta te espera el mundo
recíbelo con Amor.
El fruto de la alegría no se le niega a nadie...
Pero hay que plantar árboles
esperar que crezcan
 estar dispuestos a cuidar la huerta
y cuando llegue el tiempo de la cosecha
no olvidar jamás compartir tu mesa.


A. Alba

33 comentarios:

  1. Los poemas son parte de tus sentimientos y ellos consiguieron hacer y ellos consiguieron formarte

    ResponderEliminar
  2. Hola amiga despues de mucho tiempo eh vuelto a mis blogs, me alegra encontrarte, una buena reflexión ojal fuera tan fácil aceptar la vida como se los presenta. Un abrazo feliz inicio de semana.

    ResponderEliminar
  3. Hola Adriana, despues de mi largo descanso,os voy visitando.Me has alegrado el alma,gracias amiga.
    En cuanto al poema,como siempre es enriquecedor, nos dejas reflexionando, no podemos recolectar sin antes plantar y abonar.Una labor diaria.
    Es un gusto leer tus letras transformadas en hermosos sentimientos.
    Feliz semana querida Alba.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Toda una filosofía de vida condensada en tan claro bello calmo poema, Adriana. Es imposible no desconectar la vorágine (mental, social) que uno trae cuando lee tus versos que son como agua clara fluyendo, versos que sacian mientras uno va escuchando dentro lo que posibilita tu poema... Y eso no es nuevo, amiga, por lo que te felicito y agradezco.

    Abrazo grande.

    ResponderEliminar
  5. Visto así vivir parece tan sencillo y tan hermoso...

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Hay que esperar...con paciencia el día de la cosecha....hermoso poema....un gusto volver a leerte...saludos

    ResponderEliminar
  7. Hola Adriana.. Sinceramente me ha parecido una entrada preciosa, de esas que la lees, la vuelves a leer, y sientes sensaciones dentro que no es fácil describir.. La parte de Facundo Cabral es impecable, pero he de decir que tu poema es magnifico.. Ojala nadie olvidara esas palabras.
    Un abrazo..

    ResponderEliminar
  8. Adriana, el texto de Facundo Cabral y tu poema se complementan a la perfección. Hay que aprovechar ese tiempo que tenemos, la mente y el corazón deben invertirlo con inteligencia y dedicación...Y ese huerto
    que cada uno planta, debe hacerlo crecer y ponerlo a disposición de los demás...Todos somos responsables de que nuestro mundo fructifique en paz y humanidad.
    Mi gratitud y mi abrazo por tus buenos posts.

    ResponderEliminar
  9. Una preciosa reflexión lo mismo la de Facundo Cabral que la tuya, donde siempre son pensamientos positivos y con mucha importancia que si consiguiéramos seguir, todo sería fantástico.
    Tus escritos son merecedores de leer con atención, la mayoría, fantasías donde me incluyo.
    Un abrazo Adriana y que tengas una buena semana.

    ResponderEliminar
  10. ¡Es tan importante Adriana
    el saber compartir mesa
    después de la cosecha!

    Tus palabras siempre
    con la profundidad
    de la reflexión.

    Mil besos

    ResponderEliminar
  11. Verdaderamente el Amor no se gasta, ni se agota.

    Sentir y dar amor tanto a los otros como a los nuestros, es lo mas importante e imprescindible de nuestra vida.

    Larguísimo abrazo, compañera.

    ResponderEliminar
  12. Recibir al mundo con amor, viendo todo lo negativo, injusticias, corrupción, guerras, hambre...es una tarea en ocasiones titánica.
    La idea de plantar un árbol, cuidar la huerta y repartir la cosecha parece una utopía.
    Pero no me doy por vencida, aporto mi granito de arena aunque más no sea contagiando optimismo y sabiendo que hay muchos más haciendo lo mismo.
    De alguna manera u otra todos podemos colaborar.
    Gracias por sus visitas y comentarios, siempre es una alegría recibirlos.

    Algo bello para compartir


    Ella está en el horizonte.
    Yo me acerco dos pasos y ella se aleja dos pasos.
    Camino diez pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá.
    Por mucho que yo camine, nunca la alcanzaré.
    ¿Para que sirve la utopía? Para eso sirve, para caminar.


    Eduardo Galeano

    ResponderEliminar
  13. Compartir la mesa es una de las cosas más hermosas que podemos hacer con nuestros frutos.
    Inspiradora entrada. Gracias.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  14. Fantástica entrada Adriana desde ese inicio profundo con Facundo Cabral, pasando por la inspiradora imagen y como tu reflexión sobre el amor y el compartir.
    Encantado de leerte, un cálido abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Bellísima entrada y bello poema.....cuidaremos de la "huerta" para poder recoger "frutos". Besicos

    ResponderEliminar
  16. Adriana es muy hermoso y esperanzador todo lo que hoy escribes.En el huerto del amor crecen las plantas que dan los frutos que el mundo necesita para saciar su hambre de paz y alegría. Cuidemos este huerto para que dé abundantes frutos.
    En la puerta de nuestra casa están muchas personas esperando este alimento; no les defraudemos.
    No estas sola en el intento de aportar tu granito de arena,ya ves que somos muchos,y como dice el refrán:"un grano no hace granero pero ayuda a su compañero"
    Te mando un fuerte abrazo amiga


    ResponderEliminar
  17. Sembrar, cosechar y compartir amor... me uno a tu cruzada de esperanza querida Adri.
    Feliz octubre.
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  18. Lo intento siempre :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  19. Bellísimo poema lleno de sentimientos. Un placer descubrir tu espacio me quedo por aqui curioseando. Besos.

    ResponderEliminar
  20. Preciosa entrada Adriana. Me han encantado las palabras de Facundo Cabral, pero las tuyas son divinas "Ante tu puerta te espera el mundo, recibelo con Amor" y lo de cuando llegue la cosecha, compartir tu mesa. Me ha emocionado. Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. Hola Adriana, magnifica la reflexión de Facundo al igual que la tuya, debemos hacer el bien y disfrutar de cada momento por que lo que no hagamos eso ya no vuelve mas, y sobre todo de cuidar de esa "huerta" para poder recoger bien la cosecha.

    Besos.

    ResponderEliminar
  22. Querida Adriana. Tu alegoría identificando el plantar la huerta y su cosecha, con el resultado de las buenas acciones, me ha parecido un acierto.
    Así tendría que ser con el esfuerzo y la generosidad.
    Un beso.

    ResponderEliminar

  23. Ser un/a buen/a jardiner@ no es tarea fácil... requiere de toda una vida de práctica.

    Un beso y un cálido abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Lindo canto a la AMOR y a la vida que de éste florece y en él se ha de fructificar con la generosa predisposición que aquí en estos versos Adriana, nos muestras.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Plantemos muchos arboles y vivamos llenos de amor y alegria. Gracias por tus palabras de aliento siempre amiga. Besos

    ResponderEliminar
  26. Vivimos, simplemente, para vivir... Que no es poca cosa
    Un abrazo, amiga

    ResponderEliminar
  27. Es precioso tu post querida Adriana, tanto las palabras de Facundo como tus versos nos dejan cosas positivas que llevan a la reflexión. El mundo está lejos de ser prefecto, pero es lo que tenemos, acaso hay rosas sin espinas? Lo importante es tratar de ver con el mejor ánimo lo bueno de cada día, y eso se transmite, los demás lo perciben y de alguna manera “contagia”. Amanece que no es poco, decía aquella vieja película y es cierto. Sigamos sembrando y compartiendo nuestra cosecha con los demás.

    Un enorme beso y abrazo amiga mía y lo mejor siempre.

    REM


    He encontrado el significado de mi vida ayudando a los demás a encontrar en sus vidas un significado.

    Viktor Frankl

    ResponderEliminar
  28. Como siempre tu blog está lleno de profundidad y verdad. Un agrado pasar por aquí y gracias por leer mis cuentos. Un abrazo de Lily

    ResponderEliminar
  29. Inevitablemente vendrá la cosecha de cualquier cosa que hayamos sembrado...

    Paz, querida amiga

    Isaac

    ResponderEliminar
  30. Gracias por compartir tu amor por todos nosotros!

    ResponderEliminar
  31. Cuando escribes o seleccionas lo haces de manera tan sencilla y profunda, que lo que escribo me parece casi complicado.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  32. Muy cierto lo que dejas aquí
    las cosas comunes y simples son las que nos dan un fino filamento
    para ir construyendo al pirámide de todos nuestro saber

    y en ello el amor es el más importante.

    ResponderEliminar
  33. Me ha gustado recordar a Cabral con su poesía sencilla y directa, junto a tus lineas tan positivas.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...